Heliamphora

Heliamphora spp.


Heliamphora

Heliamphora
Foto de Heliamphora - http://yamadanouenn.hp.infoseek.co.jp/ - http://www.aipcnet.it/



Nombre científico o latino: Heliamphora spp.

Nombre común o vulgar: Heliamphora

Familia: Sarraceniaceae.

Origen: crece silvestre en los "tepuis" o mesetas elevadas del sur de Venezuela, Guayana y norte de Brasil.

Existen 6 especies y unos 12 híbridos hortícolas con hojas más coloreadas o de flores más grandes. Se cultivan sobre todo estas 3 especies:

- Heliamphora heterodoxa
- Heliamphora minor
- Heliamphora nutans


Son más fáciles de cultivar los híbridos, más tolerantes con la temperatura que las especies puras, por ejemplo Heliamphora x nudoxa (Heliamphora nutans x Heliamphora heterodoxa).

Crecen a partir de un rizoma, formando unos llamativos jarros que se disponen en forma de roseta.

Los jarros tienen unos pequeños capuchones que no protegen los jarros, sino que segregan néctar que atrae insectos.

Los jarros están, por tanto, abiertos y se llenan de agua de lluvia.

Los más grandes tienen un agujerito a media altura para regular el nivel de agua en el interior, ya que las precipitaciones son muy abundantes (por no decir constantes).

Los insectos son atraídos por el dulce olor del néctar y resbalan al adentrarse en el jarro y se ahogan.

Las flores se encuentran sobre un largo pedúnculo floral, son de color blanco, roseado o verdoso y suelen tener forma de estrella.

Longevidad menor a 1 año, en casa; y hasta 5 años en un terrario o en invernadero caliente.

CULTIVO DE HELIAMPHORA

Luz:

Intensa, con sol directo, no ardiente.

Estas plantas son sensibles al sol fuerte de las tardes, prefieren el sol de las mañanas.

Cuidado con el sol directo, ya que la temperatura debe mantenerse lo más baja posible.

Una buena señal de que a nuestra Heliamphora le falta luz, nos lo dirá la falta de unos bellos matices rojizos.

La mejor opción es luz ultravioleta artificial que no caliente demasiado.

Son buenas plantas para crecer en terrarios con luz artificial.

Temperaturas:

El lugar en el que crecen estas plantas tiene un microclima especial y único. Las temperaturas son frescas durante todo el año.

El principal problema de cultivo es la baja temperatura exigida durante todo el año.

Las temperaturas que tolera en su area nativa van desde los 3 a los 26ºC.

La temperatura en nuestro cultivo no debe sobrepasar los 26ºC durante mucho tiempo. Temperaturas sobre los 25ºC pueden ser letales.

Se recomienda en verano 13 a 24ºC, y en invierno 4 a 16ºC. Por eso no es recomendable exponerlas a temperaturas altas durante mucho tiempo.

En verano de noche la temperatura debería bajar por debajo de 15ºC.

No necesita hibernar, si bien en invierno se ralentizara el crecimiento.

Humedad:

Humedad ambiental muy alta, del 60% en adelante.

Macetas:

Se utilizan macetas de materiales porosos (arcilla).

Dejar en el fondo de la maceta una gruesa capa de drenaje (bolitas de arcilla).

Substrato:

Substrato de 30% turba rubia pura, 50% arena de cuarzo y 20% perlita.

Musgo de esfagnos vivo o no vivo, pudiendo mezclarlo con turba de esfagnos y perlita o vermiculita.

Algunas especies se cultivan exclusivamente sobre musgo de esfagnos vivos, el cual hay que cambiar como mínimo cada año.

Riego:

Riegos constantes durante el verano, de lo contrario las delicadas raíces se tostarán. Proteger las raíces con riegos en días de temperatura elevada.

En verano, riego diario, incluso varias veces al día; en invierno cada 2 ó 3 días.

Se deberá utilizar el método de bandeja (colocando un plato bajo la maceta), regándose con frecuencia en verano y disminuyéndolo bastante en invierno, se aconseja dejar secar el plato solo de vez en cuando antes de volver a regar nuevamente.

Si nuestra Heliamphora no se encuentra al exterior expuesta a lluvias, deberemos llenar sus jarros manualmente, aproximadamente 3/4 parte del jarro, aunque no es necesario exactitud ya que ellas tiene un mecanismo propio de drenaje del agua sobrante.

En todos los caso se utilizará agua de lluvia o destilada.

Gracias a la gruesa capa de drenaje en el fondo de la maceta se puede regar por estancamiento moderado sin correr demasiados riesgos.

También se puede regar pulverizando frecuentemente agua sobre el substrato.

Regar menos en invierno.

Alimentación:

La planta no tolera los fertilizantes.

Trasplante:

Es recomendable el trasplante anual, en primavera.

Mucho cuidado cuando lo realicemos debido a que las raíces son extremadamente frágiles, y con un mal movimiento las podríamos dañar.

Plagas y enfermedades:

Pulgones y Botrytis (moho gris).

Multiplicación:

Dividir plantas grandes con cuidado en primavera por separación de los plantitas que se desarrollan en torno a la mata principal.

La técnica más recomendada es por corte de rizoma, que se realizará a principios de la primavera.

Al observar el rizoma notaremos unos puntitos elevados el su superficie cada cierto tiempo, de ahí saldrán nuevas plantas que podremos separar en primavera.

Dispondremos los cortes aplicándoles fungicida en un medio empapado, con humedad alta, luz intensa y temperatura de 13 a 24ºC.

Por semillas no es un método muy recomendado, debido a la dificultad que tiene en germinar la semilla y además la lentitud en madurar.

La semilla tardará entre 1 y 3 meses en germinar.

Más información en temas del Archivo del Foro:

Varias carnívoras:


.: Lista de fichas de Plantas carnívoras :.





Ficha de Heliamphora en Infojardín.