Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes

Cyclamen persicum


Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes

Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes
Foto de Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes - http://www.bahce.biz/ - http://www.flowercouncil.org/ (blancas) - http://www.gardenshop.gr/



- Nombre científico o latino: Cyclamen persicum

- Nombre común o vulgar: Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes.

- Familia: Primulaceae (Primuláceas).

- Origen: Persia, Oriente Medio, Crecia. Crece también en Los Alpes de Europa.

- Altura: 30-40 cm.

- El ciclamen es una de las más populares plantas de floración invernal debido a que en esta época hay pocas plantas en flor.

- Sus pétalos suelen ser más o menos grandes que se pliegan sobre sí mismos construyendo bellas y singulares flores.

- Las variedades modernas presentan una amplia gama de colores florales que va desde el blanco al escarlata, pasando por tonalidades rosadas, púrpura y salmón, y las hojas acorazonadas y provistas de un largo peciolo, muestran manchas plateadas formando diferentes dibujos.

- Época de floración: otoño, invierno y primavera.

- Aunque es considerada planta anual, pueden durar varios años si se mantiene en las condiciones adecuadas.

- Las flores tienden a disminuir de tamaño conforme aumenta la edad de la planta.

- Permanece en estado durmiente durante la estación cálida y seca y brota con el descenso de las temperaturas y el comienzo de las lluvias.

- El inconveniente que presentan estas plantas es su corta duración en el hogar, que se hace menor cuanto mayor es la temperatura del lugar de emplazamiento.

- Para mantener la floración durante algunos meses deben comprarse con abundantes yemas aún pendientes de abrir.

- Luz: evita que le den los rayos directos de sol y buscarle zonas de sombra o meda sombra, sobre todo, si está en un jardín. Cultivada en interiores, necesita una dosis diaria de luz intensa.

- Temperaturas: en interiores, colocar la planta en una habitación fresca, orientada hacia el norte y cerca de una ventana, aunque evitando la radiación solar directa.

- En interior hay que ponerla alejada lo más posible de fuentes de calor (estufas,radiadores) pues se pone "triste": las hojas se abren y las flores se tumban.

- Temperatura óptima: datos variables según autores: 15-20 ºC (Jiménez y Caballero, 1990); 12-13 ºC y tras el trasplante debe elevarse momentáneamente a 16-18 ºC (De Larra, 1975); 7-15 ºC (Longman, 1981); temperatura óptima en verano de 18-20 ºC en verano y de 12-15 ºC desde octubre hasta la floración y venta (Jiménez y Badía, 1973).

- Humedad: mantenerla permanentemente en una habitación fresca y húmeda, colocándola sobre un plato de arena mojada.

- Plantación: la época de plantación es a mediados o finales de verano, para que florezca bien en otoño o en la primavera.

- El Ciclamen florece mejor si está en un macetero estrecho.

- Regar desde abajo (esto es muy, muy importante), no echando el agua directamente en la tierra. El método consiste en poner la maceta sobre un cuenco o tiesto mayor con agua pero sin que el nivel del agua moje al bulbo. El agua penetrará por los agujeros inferiores de drenaje por capilaridad. Mantener 1 minuto y escurrir.

- No repetirlo hasta que vuelva a estar casi seca, ya que demasiados riegos podrían pudrirla.

- Comprobar el buen drenaje del suelo o maceta y que la tierra sea liviana, para facilitar la aireación.

- Abonado: añadir cada 15 ó 20 días fertilizante líquido al agua de riego en el período de crecimiento y floración, cuidando no excederse con el nitrógeno para evitar un excesivo desarrollo foliar. El potasio es determinante sobre la calidad de la floración.

- Airear la tierra.

- Cuando la planta termine de florecer, retire las hojas tirando de ellas para que el tallo se desprenda del tuberobulbo (para que no quede una porción de tallo expuesta a enfermedades).

- Cambio de maceta: es recomendable, una vez acabada la floración (cuando las flores y las hojas se mustian y desaparecen) cambiarles la tierra, poniéndoles una mezcla de turba y tierra abonada para que quede esponjosa.

- Al transplantarla es conveniente aplicar Abono macetas de larga duración mezclado con el substrato.

- Multiplicación del Ciclamen:

- Por semillas, pero la operación requiere disponer de una buena práctica.

- Para la propagación se dividen las "papas" bien desarrolladas, mayores de 5 cm.

- También se reproduce por semillas, aunque para ello deben polinizarse artificialmente las flores. Un cepillo de cerdas suaves, pasado con suavidad por las flores de varias plantas, cumple esta función.

- La semilla da origen a una planta que florece a partir del tercer año para luego decaer, comportándose como planta de una temporada.

- La propagación a nivel comercial se realiza exclusivamente por semillas, procedentes fundamentalmente de casas especializadas, ya que la obtención de dichas semillas presenta dificultades; el poder germinativo disminuye rápidamente a partir de los tres años.

- La siembra se lleva a cabo en bandejas multilóculos de 3 cm, cubriendo la semilla con algo de sustrato.

- Dicho sustrato debe tener un pH próximo a 6, siendo conveniente aportar un abono completo con microelementos y, transcurrida aproximadamente 1 semana, se debe fertirrigar, con pequeñas concentraciones de nutrientes.

- La siembra se lleva a cabo en bandejas multilóculos de 3 cm, cubriendo la semilla con algo de sustrato.

- Dicho sustrato debe tener un pH próximo a 6, siendo conveniente aportar un abono completo con microelementos y, transcurrida aproximadamente 1 semana, se debe fertirrigar, con pequeñas concentraciones de nutrientes.

- Trasplante: a los 4-5 meses de la siembra, en estado de 10-12 hojas, se lleva a maceta de 8-9 cm y posteriormente de 12-14 cm, aunque puede realizarse directamente a la maceta final con un buen control del riego y la fertilización y si se emplea un sustrato equilibrado.

- Plagas y enfermedades del Ciclamen.

- ENFERMEDADES DEL CICLAMEN.

- BOTRITIS.

- En los peciolos de las hojas y en los pedúnculos de las flores se puede desarrollar un moho de color ceniciento llamado Botrytis cinerea. En los pétalos de las flores pueden presentarse manchas del mismo color.

- Evita mojar las plantas al regar.

- Arranca y destruye las hojas en cuanto observes las primeras manchas del moho.

- Las pulverizaciones también pueden contribuir a evitar la propagación del hongo.

- OIDIO.

- Manchas en forma de polvillo blanco. Se combate con un fungicida antioidio.

- MANCHAS EN LAS HOJAS.

- Grandes manchas marrones oscuras y dichas hojas terminan por secarse. El hongo causante es del género Phyllosticta.

- BACTERIOSIS.

- Es una enfermedad originada por la bacteria Erwinia carotovora. Los síntomas son: las hojas viejas se marchitan y caen, las nuevas se reblandecen y acaban por pudrirse. El centro del bulbo se pudre.

- Destruir las plantas enfermas y desinfectar la tierra.

- ANTRACNOSIS.

- El hongo Gloeosporium cyclaminis produce manchas o zonas podridas marrones en los peciolos de las hojas y, frecuentemente, en los pedúnculos florales.

- Cuando el ataque afecta al ápice de dichos pedúnculos da lugar a la caída de la flor, quedando el pedúnculo reducido a un apéndice seco y encorvado en su extremo.

- Son eficaces los tratamientos con fungicida.

- FUSARIOSIS.

- Amarilleo, marchitez y desecación de las hojas, flores y capullos.

- Toda la planta se marchita y muere por alteración de la zona del cuello, donde suele desarrollarse un moho blanco-rosado, que es el hongo Fusarium oxysporum.

- Evita el exceso de materia orgánica y corrige la acidez de la tierra con cal.

- GOLPE DE CALOR.

- El ambiente seco y caluroso puede marchitar al Ciclamen, las hojas amarillear y secarse.

- En terrazas, proteger las plantas contra los vientos secos.

- PODREDUMBRE DEL CORMO.

- Hay varios hongos como Pythium y Rhizoctonia que pueden pudrir las raíces y el cormo del Ciclamen; como consecuencia, las hojas se secan y arrugan.

- PLAGAS DEL CICLAMEN

- TRIPS.

- Las hojas toman un color rojizo y presentan mal aspecto a causa de las picaduras y de los numerosos puntitos negros, que son las deyecciones de estos insectos. Se combaten con insecticida.

- MOSCA BLANCA.

- ÁCAROS.

- Los Ácaros Steneotarsonemus palidus producen con sus picaduras la deformación de las hojas jóvenes y de los botones de flor, pudiendo llegar a comprometer la floración. Usar acaricidas.

- GORGOJOS.

- El Otiorrhynchus rugosostriatus es un escarabajito que muerde las hojas por los bordes. Los adultos son negros o marrón oscuro y miden 7 milímitros de largo. Sus larvas viven en tierra royendo las raíces, así como el bulbo tuberoso.

- En cuanto se adviertan las primeras hojas roídas por los bordes pulverizar con malation u otros fosforados. Debe repetirse la pulverización si se observan nuevas mordeduras, hasta asegurarse de que no quedan larvas sin transformar.

- ORUGAS.

- Plusia y otras comen y las debe combatir cuando todavía son pequeñas, pulverizando las plantas con lindano. Gusanos grises, Rosquillas roen el tallo a nivel del cuello, a ras del suelo.

- Pueden combatirse con cebos.

- NEMATODOS.

- Los Nematodos del género Meloidogyne se les puede combatir eficazmente con nematicidas.

- TRASTORNOS DEL CICLAMEN

- Si los tallos de las flores se ablandan, es señal de exceso de riego y drenaje inadecuado.

- Es bastante frecuente que las hojas se pongan amarillas y los tallos se pudran al poco de comprarlos.

- ¿Por qué ocurre esto?.

- Se compra en plena floración, en otoño-invierno, procedente de un invernadero frío, es decir, sin calefacción.

- Lo llevas a un interior caldeado y las hojas amarillean y se caen.

- Odia los riegos desde arriba.

- Para que no se pudra, debes regarlo colocándolo 10 minutos sobre un plato con agua hasta que la absorbe por capilaridad y luego retirar el agua.

- El ciclamen se puede cultivar en la tierra del jardín o como planta de interior.

- Plantado en el jardín, soporta el frío, hasta -5ºC y agradece la protección de los rayos solares, sobre todo en las horas de máximo calor.

- Debajo de los árboles va perfecto.

- Resurgirán más tarde si se les deja pasar el verano casi seco que es su periodo de reposo.

- El ciclamen es muy sensible al exceso de humedad.

- Un punto débil. Nunca riegues el centro de la planta porque se pudrirá.

- Riega por debajo poniéndo la maceta 10 minutos sobre un platito con agua para que absorba por capilaridad; luego retira el agua.

- Riega 2 veces por semana durante el período de crecimiento.

- En verano, que es cuando reposa, bastará con mantener un mínimo de humedad.

- AMARILLEO DE LAS HOJAS (CLOROSIS).

- Puede ser debido al exceso de cal en la tierra o al riego con aguas calizas. Usa quelatos de hierro para corregir la deficiencia del elemento hierro.

- DESCANSO.

- Es habitual cultivarlo como planta anual, es decir, que se desecha tras la floración puesto que la próxima va degenerando y la flor es de peor calidad. Sin embargo, el ciclamen puede durar varios años si se le da un reposo los meses de verano.

- Una vez marchita la planta tras la floración. Puedes hacer lo siguiente:

- Sacar y guardar el tubérculo en un lugar seco, oscuro y aireado para plantarlo la próxima temporada.

- Otra opción es plantarlo en el jardín a la sombra y casi olvidarte de él, regando un poco para que no se seque del todo.

- A mediados de otoño, llévalo de nuevo a la casa o vuelve a plantar los tubérculos para iniciar un nuevo ciclo.

- Todo esto depende del clima, ya que, por ejemplo, en muchos lugares nunca se seca por completo, permaneciendo siempre verdes y floreciendo 3 veces al año.

Más información:

Hay una ficha adicional sobre Ciclamen aquí.

Más información en el Archivo del Foro:

Ciclamen


.: Lista de fichas de bulbosas :.






Ficha de Ciclamen, Violeta de Persia, Violetas de los Alpes en Infojardín.